Las 4 claves para elegir el mejor local comercial

Cuando un emprendedor se plantea montar un negocio a pie de calle son muchas las dudas que le pueden surgir en relación al local comercial. Muchas personas se hacen la pregunta de qué local ofrecerá mejores resultados y cuál es el mejor lugar para instalar el negocio. Es recomendable pararse a pensar antes de dar un paso en falso, ya que estudiando las posibilidades a tu alcance te garantizarás el éxito en tu elección, elección de la cual puede depender el fracaso o el triunfo de tu negocio.

El mejor local comercial

Muchos expertos indican que para conseguir el éxito en un negocio es preciso combinar una buena ubicación con un servicio de primera, un buen precio y un buen producto, mientras que otros expertos únicamente hacen hincapié en la ubicación del local comercial. Aunque la localización de los locales en alquiler no es el único factor influyente, sí que se trata de un importante factor que ayudará a los emprendedores a no fracasar en el primer intento. De modo que, ¿cuáles son las claves para elegir el mejor local comercial?

  • Clientes del servicio/producto: es importante valorar quienes serán los clientes interesados en el servicio o producto, definir su perfil, y si el negocio será bien acogido. Para ello es importante valorar el nivel económico de los clientes, los horarios de esa comunidad, el estilo de vida y si tu negocio resulta innovador.
  • Buenas comunicaciones, accesos y cercanía: es clave que resulte fácilmente accesible para los clientes. Las esquinas suelen ser excelentes opciones para abrir un negocio, ya que tienen mayor visibilidad.
  • Calle transitada o centro comercial: Hay que valorar que resulta más rentable, ya que en los centros comerciales tendrás grandes ventas, pero los costos también resultan mucho más elevados, mientras que en una calle transitada los costos disminuyen pero las ventas también son menores.
  • Alquilar o comprar: Cuando se abren las puertas de un negocio por primera vez lo ideal es no arriesgarse demasiado y optar por alquilar para reducir el riesgo. Es conveniente que el precio del alquiler no supere el 30% de presupuesto mensual que posee el negocio.

Ahora que ya sabes lo que debes tener en cuenta para elegir un local comercial, ponte manos a la obra y valora detenidamente las opciones que se te presenten.